Lunes 11 de Diciembre de 2017

Lunes 11 de Diciembre de 2017 07:55 am

¿Qué dicen las columnas?

Razones


¿Habrán valido la pena las rupturas, los abandonos, incluso la ruptura de tantos compromisos? Ricardo Anaya, como todos sabíamos desde hace meses, se proclamó candidato a la Presidencia de la República por el PAN y por el Frente (que dejó de lado eso de ciudadano porque serlo nunca fue su intención) sin un proceso interno real. Logró quitar a todos los que le molestaban del PAN y que un PRD, atenazado por sus propios miedos y falta de personalidad, y un MC, anclado. Anaya no sólo se queda con la candidatura, se queda con el control de los spots y de los recursos de la coalición, en los hechos, con el Frente en su totalidad.


Política Zoom


Felipe Calderón acusó a Ricardo Anaya de haber secuestrado al PAN para autonominarse candidato a la Presidencia. El ex presidente tiene razón en estar enojado. De no haber aparecido este joven político, muy probablemente su esposa, Margarita Zavala, habría sido candidata presidencial panista en el 2018.  Ricardo Anaya Cortés es un jugador de ajedrez que sabe adelantarse varias jugadas en el tiempo. Por eso participará en la boleta del año próximo. Sin embargo, en la siguiente ronda se enfrentará a otros que son igual o mejor avezados que él. Vale la pena apartar asiento porque la contienda que viene será más interesante que muchas otras.


Serpientes y Escaleras


La irrupción de Ricardo Anaya Cortés, como el anunciado candidato del Frente por México, no solo completa la boleta electoral con las tres opciones más fuertes que tendrán los mexicanos para elegir el 1 de julio de 2018, sino que confirma el acomodo de las fuerzas políticas para el arranque de las precampañas, en las que la alianza PAN-PRD-MC se ubica de salida, ya con candidato en la segunda posición, atrás de Morena, pero por arriba del PRI que inicia en una difícil tercera posición que complica la sucesión y las posibilidades de mantener el poder para el partido gobernante.


 


 






Déjanos tu comentario