Jueves 14 de Febrero de 2019

Jueves 14 de Febrero de 2019 09:27 am

Socialistas muy ricos en el gabinete | VÍCTOR SÁNCHEZ BAÑOS

Muchos políticos de Morena están confundidos. Quieren dar la imagen de pobreza y austeridad republicana (que nada tiene que ver un concepto con el otro) para aparentar una pulcritud de casi ascética de los funcionarios de la 4ª Transformación.


Pero, esto no es otra cosa que maquillaje. Un sistema que va a sólo para retribuir al electorado un poco de la demanda que llevó al poder al partido guinda.


En el gabinete hay muchos funcionarios inmensamente ricos. En los gobiernos estatales también y qué decir de los municipales. Todo se enfoca a una nueva camada de funcionarios morenos tienen de todo: pobre y ricos; preparados e improvisados; honestos y corruptos; víctimas y torvos; morales e inmorales; eficientes y ineptos. No hay buenos y malos; ni blanco y negro. Hay una gama de grises impresionante.


Claro, que esto no es privativo del Morena. Es la regla en todos los partidos políticos y todas las administraciones burocráticas. De eso está cansada la comunidad y espera del gobierno morenista precisamente lo positivo. Pero, en el tema de riqueza y pobreza, la manipulación es impresionante. Al pueblo poco le interesa si hay ricos en el gobierno. Le interesa los resultados que ofrezcan; resultados que estén destinados al bienestar comunitario.


Si, en el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, hay ricos, pero muy ricos en su gabinete. No por ello dejan de ser eficientes. Algunos, en base a su trabajo honesto y honrado lograron amasar una fortuna. Otro la lograron en base a reconocidos abusos y actos corruptos. Los primeros, son ejemplos a seguir; los segundos que se dan golpes de pecho a cada rato de pobreza franciscana son simplemente despreciables.


Si alguno de esos ricos en el poder lograron fortunas en base a corrupción que sean denunciados y procesados judicialmente. Que no queden impunes. Si el funcionario da resultados positivos, pues que la regla sea el elogio, el reconocimiento y premios económicos.






Déjanos tu comentario