Jueves 27 de Septiembre de 2018

Jueves 27 de Septiembre de 2018 08:36 am

Fuga de cerebros especializados | VÍCTOR SÁNCHEZ BAÑOS

Un fenómeno ya se vive en instancias de alta especialización del gobierno federal, debido a la aplicación de conceptos administrativos y legales en el sentido que nadie podrá ganar más dinero que el Presidente de la República, quien se tasó en menos de 100 mil pesos su percepción mensual.


 


Instituciones de alta especialización son el Banco de México, así como Nafin, Bancomext, Hacienda, Pemex, CFE, CNVB y otras instituciones de alta especialización.



Por si fuera poco, médicos de alta especialización en IMSS, ISSSTE o Salud, que tienen salarios de hambre, ganarán menos de la mitad. Si bien los mexicanos estamos hartos de los burócratas que conforman la “clase dorada”, por sus altos salarios y “moches” que reciben en el ejercicio de sus trabajos, hay otros empleados gubernamentales que son de alta especialización.



Estos son los que son cazados por la Iniciativa Privada para pagarles un poco más de lo que ganaban. No sólo la IP mexicana, sino la extranjera es la que les puso el ojo.



Es positivo que los salarios de muchos de los políticos no sean elevados. Sin embargo, de quienes se han preparado durante años, no podemos dejarlos ir. México los necesita.



Es preferible tener uno excelente funcionarios público, preparado y eficiente, que tener decenas con salarios bajos, incompetentes y corruptos (para enderezar sus finanzas personales).



Las sanciones contra los corruptos no son suficientes. Las leyes son permisivas para con los burócratas, especialmente los que forman la clase dorada.



No dejemos que improvisados o mediocres sean los que se hagan cargo de esas posiciones.



Paguemos a nuestros empleados lo que merecen y que es justo. Ni un peso más, pero tampoco menos.








Déjanos tu comentario