Lo bueno, malo y feo

Miércoles 11 de Enero de 2017

Miércoles 11 de Enero de 2017 08:17 am

Aquí entre nos...

1.- Según Carlos Loret de Mola en Historias de reportero de El Universal, indigna el gasolinazo, enoja el desabasto, asustan los saqueos. Pero nada se ha hablado de quien me parece es el principal afectado por la liberación de los precios del combustible y por tanto el que tendría más incentivos para causar caos e incertidumbre: el sindicato de Pemex. Existe una rabia genuina de los ciudadanos ante un gobierno que luce insensible. Es verdad también que grupos antisistema y hasta partidos pudieron haber alentado bloqueos y saqueos. Pero hay más elementos. Por eso no es un desatino poner bajo sospecha al sindicato de Pemex.


 


2.- ¿Será? de 24 Horas consigna que el 8 de septiembre, cuando se dio a conocer la salida de Luis Videgaray de Hacienda, Trump publicó que nuestro país había perdido a un brillante secretario de Finanzas y que con Luis, México y EU hubieran hecho acuerdos extraordinarios. Bueno, pues ya pasó una semana desde que se anunció el regreso de Videgaray, ahora a la Cancillería, al lugar del principal interlocutor de nuestra nación con el mundo, y el Presidente electo de la Unión Americana no ha tocado el tema ni con el trinar de un tuit. ¿Será que Mr. Trump ya cambió de opinión o tendrá temas más importantes que atender como despotricar contra Meryl Streep?


 


3.- Según Martha Anaya en Alhajero de 24 Horas, unos y otros se preguntan: ¿por qué se tardó tanto Enrique Peña Nieto en responder? ¿Por qué siguió de vacaciones cuando en el país se desataban las protestas y la violencia por el aumento en las gasolinas? ¿Por qué no previo su gobierno la reacción de la gente -ya de por sí enojada- por el gasolinazo? ¿Acaso el Presidente no estaba enterado de lo que sucedía? ¿El secretario de Gobernación no le informaba de la ola de protestas que aumentaba día con día? ¿Nadie le pasaba a Peña Nieto las tarjetas de la Comisión Nacional de Seguridad que en los primeros seis días del aumento en ¡os precios de los combustibles contabilizaba 192 manifestaciones en el país, 196 bloqueos, 88 saqueos, 27 tomas de gasolinerías, nueve bloqueos en terminales de almacenamiento? Bueno, pues ocurre que sí. Que el Presidente estaba informado de todo lo que sucedía. Que Miguel Ángel Osorio Chong hablaba con él todos los días, y no sólo una vez, sino varias veces durante el día. Pero no sólo eso. Desde antes de que se tomara la decisión del aumento -y de que éste se anunciara-, desde el área política se advirtió lo que podría sobrevenir. ¿Qué pasó entonces? Pues que desde un principio se desestimaron las advertencias. No se tomaron en cuenta las opiniones desde la perspectiva política y social.






Déjanos tu comentario