Increíble pero cierto

Viernes 22 de Septiembre de 2017

Viernes 22 de Septiembre de 2017 08:02 am

Reportan 3 mil 848 edificios dañados

REFORMA.- El Gobierno de la Ciudad de México ha recibido el reporte de 3 mil 848 inmuebles con algún tipo de daño tras el sismo del martes de magnitud 7.1.


La gran mayoría, informó ayer el Jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, presenta afectaciones menores, como grietas superficiales o desprendimiento de plafones.

"Sin embargo, también hay edificios que están en riesgo estructural", dijo.

Se prevé que en tres días el Gobierno capitalino concluya la inspección y tenga un censo puntual de los daños para determinar cuáles son inhabitables. Hasta ayer, las personas damnificadas eran 2 mil 500.

Los reportes de daños son los que los propios inquilinos hicieron vía telefónica al 911.

Ricardo Monreal, Jefe Delegacional de la Cuauhtémoc, dijo tras una reunión con la Secretaria de Gobierno, Patricia Mercado, que se hará pronto una evaluación para saber la magnitud de daños.

Inicialmente, el Gobierno de la Ciudad marcó 38 inmuebles colapsados.

Pero solamente en la Cuauhtémoc, detalló Monreal, se han levantado 186 cédulas de evaluación postsísmica y en 52 casos se confirmó daño estructural o de colapso. Además, se registraron 419 edificios con diferentes afectaciones.

También, a decir de los Delegados, en Magdalena Contreras hay 66 edificios con daños irreparables, y en Xochimilco, 30. En la Benito Juárez, 13 edificios están colapsados y 28 semicolapsados, pero con alto riesgo.

Monreal indicó que la dimensión del daño es grave y solicitó audiencia urgente con el Presidente de la República y con el Jefe de Gobierno para organizar la reconstrucción.

Pese al riesgo de un derrumbe, habitantes de tres departamentos del edificio de Ámsterdam y Chilpancingo, en la Condesa, regresaron ayer por sus pertenencias.

El inmueble tiene daños en la fachada, vidrios rotos, amplias grietas y hoyos que permiten ver hacia la calle.

Familiares, amigos y voluntarios llegaron a apoyar a los vecinos, quienes se movían entre estrechas escaleras y pasillos llenos de escombros del edificio destruido.

Para la mudanza forzosa utilizaron maletas, mochilas, cajas, cobijas. Todo lo que sirviera para sacar la mayor cantidad posible de cosas.


 






Déjanos tu comentario